BIODIVERSIDAD DE UN ARROYO AMAZONICO

Ser turista en uno de los sitios mejor conservados de esta parte del mundo tiene enormes ventajas. En mi última visita al Parque Nacional Madidi, esta vez en el fantástico Madidi Jungle Ecolodge (del que hablaremos mucho), tuve la oportunidad de realizar algunas salidas nocturnas a un pequeño arroyo que atraviesa una porción de bosque primario hasta desembocar en el río Tuichi. Acompaño a dos grandes, Alejandro Limaco un experimentado guía local, y Oscar Gavira, un biólogo español especializado en libélulas y neurópteros, pero cuyo campo de estudio se expende según vamos encontrando cosas realmente alucinantes.

arr10
Otra familia popular entre los acuaristas de todas partes, los cíclidos son muy comunes en estas charcas, incluso en sitios donde parece simplemente increíble encontrar peces.
arr3
Un ejemplar juvenil, suponemos que de la especie que se mostró en la foto anterior.

arr7
Numerosos peces pequeños de la familias Characidae pueblan las cochas y charcas de los arroyos amazónicos. Parientes de los populares peces tetras, las especies más coloridas han sido sometidas a una fuerte precio por pesca para poblar acuarios de todas partes del mundo.

Numerosos peces pequeños de la familias Characidae pueblan las cochas y charcas de los arroyos amazónicos. Parientes de los populares peces tetras, las especies más coloridas han sido sometidas a una fuerte precio por pesca para poblar acuarios de todas partes del mundo.Aun es la época seca, pero ya termina. Ha empezado a llover tímidamente en la selva, demasiado poco para recargar estos pequeños cursos de agua que por ahora son en realidad charcos pobremente conectados unos con otros. Cuando llueva mucho, se llenarán de agua y su caudal se confundirá con el del propio Río Tuichi que desbordará furioso por las partes más bajas.

arr8
El pez cuchillo es uno de los seres más curiosos de estos arroyos. Perteneciente a la familia Apteronotidae, han perdido casi todas sus aletas, pero la aleta anal se extiende ondulante por casi todo su cuerpo y es capaz de impulsarlo a una velocidad sorprendente. Poseen un órgano eléctrico que les facilita la navegación y la comunicación. Si, son peces eléctricos, parientes de la famosa anguila.
arr6
Las corydoras son peces dóciles y comunitarios, lo que les ha valido una buena fama en los acuarios. También se encuentran entre los mejor adaptados a vivir en ambientes pobres en oxígeno, como son estas charcas antes que lleguen las lluvias.
arr5
Los loricáridos son para muchos (para mi también) los peces más interesantes de la Amazonía. Este ejemplar es aun un juvenil de Ansistrus (?), que ya muestra los característicos apéndices sobre la boca.

Estas quebradas son como caminos para la fauna, a menudo encontramos huellas de chanchos de monte, tapires y venados, y cada mañana vemos las huellas frescas de un jaguar hembra que parece acompañarnos desde las sombras en nuestras visitas nocturnas. Pero estamos aquí por los detalles. Los charcos de agua cristalina albergan una rica fauna que sobrevive atrapada en las pozas, esperando las lluvias para volver al río.

arr11
Numerosas especies de cangrejos de río de la familia Trichodactylidae pueblan las llanuras amazónicas, y los bosques de montaña de América del Sur. Los crustáceos acuáticos como estos han sido muy poco estudiados en Bolivia, pero prosperan en ambientes como los de estos arroyos.
arr2
Los camarones del género Macrobrachium no solo son curiosísimos, sino también abundantes en estos sistemas. Son pequeños crustáceos que en algunos países están siendo criados en cautiverio para su consumo.
arr9
En estas quebradas, los escorpiones de agua (Belostomatidae) pueden vivir tranquilos. En las poblaciones cercanas, salen por cientos antes de la época de lluvias, atraídos por las luces, y terminan muertos cubriendo las calles amazónicas.

Peces y ranas, cangrejos, caracoles y escorpiones de agua pueblan este sorprendentemente biodiverso sitio. Oscar, está igual de sorprendido que yo por este sitio, pero mejor preparado, ha traído un pequeño acuario que nos permite fotografiar la fauna acuática sin molestarla demasiado. Solo unos segundos son suficientes para documentar la diversidad de un arroyo amazónico.

arr4
Engistomops freibergi es el nombre científico de esta pequeña rana. Vienen a reproducirse a estas charcas antes que las lluvias inunden la quebrada. Sus curiosos cantos rompen el silencio de estos arroyos, ahora que el resto de ranas recién empiezan sus coros anuales.
arr1
Ciertamente esta rana mono (Phyllomedusa vaillanti) no es una acuática habitante de estos arroyos, pero era sorprendente la cantidad de estas que se podían ver en los arbustos sobre el agua. Por eso, esta maravilla amazónica entra por derecho en este post.

 

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

Blog de WordPress.com.

Subir ↑

A %d blogueros les gusta esto: